post-image
desarrollo de talento

¿Siempre debería de reaccionar a la retroalimentación que recibo?


La retroalimentación por parte de su equipo puede ser una herramienta increíblemente útil para ayudarlo a desarrollar sus prácticas de administración. Sin embargo, es posible que no siempre esté de acuerdo con la retroalimentación que reciba. De igual manera, no quiere dar a su equipo la impresión de que la retroalimentación será de una sola vía.

Estos son algunos consejos para ayudarlo a reconocer cuándo está bien dejar pasar la retroalimentación que recibe:

1. ¿Está basada en opiniones o en hechos?

En ocasiones, cuando recibe retroalimentación, especialmente sobre su propio desempeño, es difícil descifrar si está en desacuerdo porque está teniendo una visión de mentalidad fija sobre la situación o porque realmente es algo que no cree que beneficie su desempeño o el del equipo. Lo primero que debe hacer es evaluar si los comentarios se basan en opiniones o en hechos. Para ver su retroalimentación más objetivamente, pregúntese: ¿Me proporcionan ejemplos? ¿La retroalimentación hace juicios o describe acciones? Si está basada en juicios, solicite más información, incluidos ejemplos específicos, y vuelva a evaluar.

Quizás te interese: El error más caro que un líder puede cometer

2. ¿Qué tipo de impacto tendrá?

Tal vez cambiar su comportamiento o un proceso dentro del equipo tendrá un impacto positivo en uno de sus empleados, pero esto no significa que funcionará para todos. Si una persona de su equipo prefiere tener más autonomía sobre su trabajo, no significa que todos en el equipo estén listos para esto. Considere a su gente de manera individual. ¿Dar más autonomía a todos beneficiará al equipo o a un empleado en particular? Considere la posibilidad de implementar una ejecución de prueba para ver cómo funciona o establecer puntos de referencia para una persona en particular para ver si están listos para asumir una mayor responsabilidad.

3. Considere el voto del equipo

Si no puede encontrar una razón por la que no debería implementar este cambio, pero no está seguro de cuál será el impacto, considere abrir el asunto al resto del equipo. Si su empleado quiere que todos en el equipo empiecen a usar una herramienta para comunicarse en la oficina, pero a usted le preocupa que pueda proporcionar más distracción o menos comunicación cara a cara, pregunte al resto del equipo qué piensan.

Es importante llevar a cabo una reflexión cuando se recibe retroalimentación. Estos tres puntos brindan una pauta de cómo poder analizar la información recibida de mejor manera.

DESCARGA GRATIS LA GUÍA: RETROALIMENTACIÓN EFECTIVA PARA GERENTES Y DIRECTORES

Aprende como brindar retroalimentación positiva y constructiva de manera que genere cambios reales.
Haz click aquí para acceder a la Guía

Síguenos y comparte:

View Comments
There are currently no comments.